viernes, 14 de diciembre de 2012

Diciembre...

El Temor de un Hombre Sabio, segunda parte de la fantástica trilogía de Patrick Rothfuss, que os recomiendo para lectura propia y como regalo de todos los amantes de los libros, Terenci Moix y sus Garras de Astracán, organizar cenas, el trabajo, decorar el abeto o buscar billetes para poder volver a casa por Navidad me absorben todo el día. Por no hablar de lo paradójico que es el estar leyendo libros de Técnicas de Escritura y no practicar escribiendo desde hace tantos días en el blog.


Pero me paso por muchos blogs porque estoy ávida de lectura, de buscar, de ver, de conocer blogs nuevos...
Y por otro lado de rebuscar regalos, mirar webs, tiendas llenas de gente...
¿Qué demonios nos pasa en estas fechas?

No es espíritu navideño, es estrés navideño. No paro. Consumo días de diciembre como onzas de chocolate. Cuando miro el calendario han desaparecido días y no he avanzado nada en mis propósitos y mis recados.
Y de repente llega el 21, viernes, y ahí ya se acabó todo. Tobogán directo a Año Nuevo. Vuelta a casa, besos, cenas, espumillón, algún regalito y mucho amor. Todo a mil por hora. Y vuelta otra vez. Dos días de trabajo y... autopista a Noche Vieja.

Y qué hacer en Noche Vieja no es mucho más alentador. Surgen planes, miniplanes, proyectos de planes, planitos y planazos. Y hoy por hoy, no encuentro el perfecto. Quiero una noche diferente, pero sin espectativas (que luego ya se sabe). No quiero que me den las 8 de la mañana (o por lo menos no quiero planear que me den las 8...) pero quiero unas copitas de cava y unos gins antes de meterme a dormir. Porque esa noche es diferente. Que estrenamos año. Y no quiero estar en pijama. Tampoco de smoking, pero sí un término medio.

En fin, que Diciembre es complicado, es como un micromes en el que hay el triple de cosas que hacer que en el resto. Me divierte y me abruma. Me entretiene y me desespera.
Y en esas estamos, y ya es 14 de Diciembre...





Quiero volver a actualizar cada día, echo de menos escribir unas líneas y tener tiempo para comentaros más cositas a vosotr@s también.

Feliz Navidad.


1. En BCN también hace frío; 2. Primer finde de nieve; 3. Sushi con amigos;
4. A Londres con amor; 5. Y con otro amor; 6. Pararapapá (teatro Capitol, BCN. Muy recomendable);
7. Mi querido Burgos; 8. Girl's night (master power); 9. Bolito, el perezoso.


7 comentarios:

Moi Coquette dijo...

La verdad es que éste mes es frenético, todo el día de allí para acá, es un no parar. Creo que el último mes nos trastorna a todos un poco...
Un beso guapa
Moi Coquette

El Rincón de Vega dijo...

yo tb he estado en Londres! :)

un besazo guapetona!

El Rincón de Vega

Tela Marinera dijo...

Gracias por compartir tus instantáneas... y paciencia con Diciembre!

marifloysuspotis dijo...

Es verdad que se pasan los dias volando!! Lo importante por lo menos es aprovecharlos! saludos!

Elenars25 dijo...

Un mes frenético y en el que se pasan los dias volando,Feliz Navidad.

http://elenars25.blogspot.com.es

LAS MIL Y UNA CUENTAS dijo...

Uff diciembre es un mes complicado...muchas celebraciones y compromisos con lo cual animo y paciencia :):):) es lo que nos toca a todos.
Muy chulas tus instantaneas!!!!

Besitos

http://lasmilyunacuentas.blogspot.com

http://colorpiruleta.blogspot.com dijo...

Me alegro de volverte a leer preciosa.Tal como has descrito diciembre has conseguido estresarme a mí también,jajaja,que es broma,es cierto todo lo que dices,pero diciembre también tiene muchas cosas buenas.